Iglesia al día

" El amor al otro por ser quien es, nos mueve a buscar lo mejor para su vida. Sólo en el cultivo de esta forma de relacionarnos haremos posibles la amistad social que no excluye a nadie y la fraternidad abierta a todos. #FratelliTutti "
@Pontifex

La Iglesia en los medios Sigue polémica entre obispo y diputado de Canelones

MONTEVIDEO PORTAL |

Con el Jesús en la boca

El obispo de Canelones, monseñor Alberto Sanguinetti, respondió a las críticas del diputado del FA José Carlos Mahía por sus dichos sobre la religión en la educación pública. El religioso aseguró que no pidió que se “promoviera” la religión en la enseñanza pública sino que no hubiera “ignorancia religiosa”.

El obispo de Canelones, monseñor Alberto Sanguinetti, respondió a través de una carta a las críticas que había recibido del diputado frenteamplista José Carlos Mahía. El obispo aseguró que no pidió que se “promovieran” valores religiosos en la educación sino que “no se impusiera la ignorancia religiosa”.

El cruce entre Mahía y Sanguinetti, diputado y obispo de Canelones respectivamente, se originó a partir de un mensaje navideño del religioso en el que cuestionó como “se erosiona el matrimonio natural de varón y mujer” o que haya una enseñanza en la que “se puede hablar de cualquier ideología, se puede citar a cualquier personaje y se debe estudiar el pensamiento de muchos hombres” pero “está prohibido hablar de Jesús”.

La postura de Sanguinetti motivó una respuesta del legislador en la que consideró que el obispo “se equivoca” y que “en la educación pública se puede y se debe enseñar entre otras cosas quiénes fueron Jesús, Alá, Mar, Adam Smith, Lenin o Gandhi pero sin tomar partido por ninguno de ellos ni tampoco por sus ideas”.

En una carta divulgada este viernes, Sanguinetti aclaró su postura: “No dije que se ‘promovieran’ los valores religiosos en la educación de conducción estatal. Dije que no se impusiera la ignorancia religiosa obligatoria, que no fuera como si no existiera – salvo algunas críticas destructivas que sí se dan – para que las nuevas generaciones tuvieran libertad para elegir”.

Sanguinetti también advirtió además que “la obligada cita a José Pedro Varela, muestra qué poco aire libre hay en el Uruguay para plantear las cosas. O solamente podemos repetir lo que dijo un señor hace 130 años. Su pensamiento, en primer lugar es particular. Además está acotado en el tiempo. ¿No se puede ser un poco más moderno y plantear cosas diferentes?”

El religioso afirmó que “es muy actual en la legislación de muchos países que se cumpla con el derecho a la información, con una razonable información de las religiones. Más aún que se cumpla con el derecho natural de los padres, dándole espacio a la formación religiosa elegida para sus hijos, también en la escuela pública. Y no digamos cosas inexistentes con respecto a la información sobre Jesús y el cristianismo en la enseñanza de conducción pública en el Uruguay: es irrisoria, cuando no flechada en contra”.