Iglesia al día

" En este tiempo de pandemia, que dejó sin efecto o en suspenso tantos proyectos personales y colectivos... damos, en primer lugar, gracias a Dios por todo lo bueno que hizo surgir en los corazones de hombres y mujeres de nuestra tierra. En todo ello encontramos motivos de esperanza. "
Mirando con Dios este tiempo

La Iglesia en los medios Para Sturla, regulación de marihuana “tiene una intención positiva”

LA REPÚBLICA |

monseñor habló de la iniciativa uruguaya en el vaticano

sturla_palio_LR

Luego de recibir el palio de manos del Papa Francisco y tras la audiencia privada que este le concediera, el arzobispo de Montevideo, Mons. Daniel Sturla, contó algunos aspectos de la charla que mantuvieron en privado. Una de ellas fue la aprobación de la ley de legalización de la marihuana en Uruguay.

Sobre este tema, puntualizó que con el Santo Padre coinciden en que “al decirle sí a la vida, estamos diciendo no a la droga”. En virtud de que el Papa tuvo una reciente intervención en la que manifestó su oposición a la legalización de cualquier tipo de droga, Mons. Sturla le explicó la situación de Uruguay y “aquello que yo entendía que la regulación estaba haciendo.

Hay una intención positiva que es la de cortar dos grandes elementos, muy problemáticos: el narcotráfico, tratando de quitarle su poder a través de una regulación de la marihuana y el hecho de que los chicos puedan caer en drogas más pesadas, la pasta base, sobre todo en los barrios más pobres”. En este sentido, compartió que “el Papa escuchó los argumentos que le manifesté” y subrayó que “en cada lugar son los pastores frente a los hechos concretos los que tienen que dar sus opciones”, según dijo Sturla a Radio Oriental.

Llamado a interesados lleva siete días

Por otra parte ayer se cumplieron siete días del llamado a interesados en la producción de marihuana. La Junta Nacional de Drogas espera que se produzcan en el país entre 4 o 5 toneladas de cannabis en el primer año. Para ello las hectáreas necesarias para plantar la marihuana no deben pasar de 10, ya que las autoridades estiman que con 10 hectáreas se cubre todo lo que el país consume para dar cobertura a 150 mil consumidores habituales de la droga en Uruguay.

Los autorizados para producir cannabis de forma industrial deben ser empresas, organizaciones o particulares seleccionados por idoneidad y por no tener vínculos con el narcotráfico. Con respecto a las zonas donde iniciará el cultivo las primeras hectáreas están en el área metropolitana que incluye Montevideo, Canelones y San José (sur).

Control de marihuana en conductores

Solicitud de documentación, implementos de seguridad o presencia de alcohol y cannabis en el organismo serán parte de los controles integrales a conductores vehiculares que la Unasev tiene previsto realizar a partir de la Noche de la Nostalgia del 24 de agosto. Para ello, el organismo trabaja con la JND y el Ircca para la importación de los primeros 3.000 dispositivos para control de cannabis procedentes de Alemania a un costo de 15 dólres por unidad.

El control se realiza mediante una muestra de saliva tomada por el propio conductor con el hisopo del dispositivo descartable que arroja, al cabo de unos minutos, la presencia o no de cannabis en el organismo, mecanismo que es similar a un test de embarazo.

“La población tiene que saber que alcohol y marihuana es lo mismo a la hora de conducir; no hay que conducir vehículos en ambos casos y si se consume hay que esperar por lo menos 10 horas”, recordó el presidente de la Unasev, Gerardo Barrios.

Barrios hizo hincapié en destacar que los dispositivos alemanes son los más utilizados y están convalidados por el Polo Tecnológico de Pando y la Facultad de Química de la Universidad de la República (UdelaR).

Recordó que se realizan un promedio de 60.000 espirometrías por año en todo el país por lo cual adelantó que el control integral a futuro incluirá un porcentaje similar de control de cannabis.

El jerarca también mencionó que las sanciones serán las mismas que en el caso del alcohol, incluyendo la suspensión de la libreta de conducir por seis meses a un año y la multa correspondiente.

No obstante, aclaró que se está planteando desde Unasev hacer un seguimiento de las personas que son sancionadas mediante la evaluación médica previa al reintegro del permiso de conducir a efectos de detectar si se trató de un consumo social o presenta un consumo abusivo que amerita tratamiento.

Narcotráfico y consumidores

El Papa tuvo una reciente intervención en la que manifestó su oposición a la legalización de cualquier tipo de droga, Mons. Sturla le explicó la situación de Uruguay y “aquello que yo entendía que la regulación estaba haciendo. Hay una intención positiva que es la de cortar dos grandes elementos, muy problemáticos: el narcotráfico, tratando de quitarle su poder a través de una regulación de la marihuana y el hecho de que los chicos puedan caer en drogas más pesadas, la pasta base, sobre todo en los barrios más pobres”. En este sentido, compartió que “el Papa escuchó los argumentos que le manifesté” y subrayó que “en cada lugar son los pastores frente a los hechos concretos los que tienen que dar sus opciones”.