Iglesia al día

" En este tiempo de pandemia, que dejó sin efecto o en suspenso tantos proyectos personales y colectivos... damos, en primer lugar, gracias a Dios por todo lo bueno que hizo surgir en los corazones de hombres y mujeres de nuestra tierra. En todo ello encontramos motivos de esperanza. "
Mirando con Dios este tiempo

La Iglesia en los medios Miles de uruguayos homenajearon a la Virgen Patrona del Uruguay

AICA |

Convocados bajo el lema “Dichosa Tú que has creído”, unos 5000 peregrinos procedentes de todos los rincones del país se congregaron este domingo, en Florida, Uruguay para homenajear a la Virgen de los Treinta y Tres y celebrar los 50 años de la declaración del papa Juan XXIII como Patrona de Uruguay; la apertura a nivel nacional del Año de la Fe, convocado por Benedicto XVI y los 50 años de Cáritas Uruguaya.

Convocados bajo el lema “Dichosa Tú que has creído”, unos 5000 peregrinos procedentes de todos los rincones del país se congregaron este domingo, en Florida, Uruguay para homenajear a la Virgen de los Treinta y Tres y celebrar los 50 años de la declaración del papa Juan XXIII como Patrona de Uruguay; la apertura a nivel nacional del Año de la Fe, convocado por Benedicto XVI y los 50 años de Cáritas Uruguaya.

Frente al Santuario Nacional, en la plaza principal, tuvo lugar la Eucaristía presidida por el obispo de Florida, monseñor Martín Pérez Scremini, y concelebrada por los obispos de las otras 9 diócesis, sacerdotes y diáconos de todo el país.

Al iniciar la misa, monseñor Pérez Scremini agradeció a cuántos se desplazaron hacia Florida desde distintos puntos del territorio nacional a caballo, en ómnibus e, incluso, a pie, para venerar a la Patrona de la Patria. Agradeció, especialmente, la participación del obispo de Brescia, Italia, de visita al país oriental, monseñor Luciano Monari, y del obispo Auxiliar de Valparaíso, Chile y secretario general del CELAM, monseñor Silva Retamales, quienes concelebraron con los prelados uruguayos.

La homilía estuvo a cargo del obispo de Tacuarembó, monseñor Julio Bonino quien llamó a la renovar la fe y a reafirmarla dándola. “No hay mejor forma de fortalecer nuestra fe que compartiéndola y por ello nuestro urgente compromiso misionero”.

Asimismo, refiriéndose a la apertura del Año de la Fe, el Pastor exhortó a los católicos al estudio de los documentos conciliares y del Catecismo de la Iglesia Católica, “que constituyen textos básicos para confirmar, comprender y profundizar lo que creemos” y a madurar la dimensión social de la fe.

50 Años de la Virgen de los Treinta Tres como patrona del Uruguay

Al inicio de su homilía, el obispo de Tacuarembó se refirió a la celebración del cincuentenario de la declaración de la Virgen de los Treinta y Tres como patrona del Uruguay por parte del papa Juan XXIII.

“Patrona de nuestro país es un símbolo que ‘solidifica los orígenes culturales, raciales e históricos del Uruguay’. Esta imagen la tallaron los guaraníes en el siglo XVIII y fue entregada al indio de Santo Domingo de Soriano, Antonio Díaz. Es el símbolo de nuestra independencia, identificada con aquellos libertadores los 33 Orientales”, recordó el Pastor.

Año de la fe

Monseñor Bonino destacó la convocatoria por parte del papa Benedicto XVI de un Año de la Fe, que se inició el pasado 11 de octubre y culminará el 24 de noviembre de 2013 con la finalización del año litúrgico. “Los obispos del Uruguay asumimos con alegría esta iniciativa providencial y les recordamos que esta fecha no es casual: coincide con los 50 años de la apertura del Concilio Vaticano II, convocado por el beato papa Juan XXIII y continuado por el papa Pablo VI, que sigue siendo un faro luminoso en el camino de renovación y fidelidad de la Iglesia actual”.

“Es por eso que los exhortamos al estudio de los documentos conciliares y del Catecismo de la Iglesia Católica, que constituyen textos básicos para confirmar, comprender y profundizar lo que creemos”, enfatizó el obispo.

Monseñor Bonino llamó a reafirmar el compromiso de, como discípulos, “volver a la escuela de la fe” dado que, advirtió, “todo lo que no se renueva se echa a perder”.

“Nuestro Papa haciendo frente a la crisis del mundo nos propone el camino de la renovación de nuestra fe, camino de conversión. Digámonos unos a otros que la mejor manera de reafirmar nuestra fe es dándola. No hay mejor forma de fortalecer nuestra fe que compartiéndola y por ello nuestro urgente compromiso misionero”, añadió.

50 años de Cáritas Uruguaya

Refiriéndose al tercer motivo de celebración de la Eucaristía, el obispo de Tacuarembó señaló que los obispos quisieron que en la apertura nacional del Año de la Fe tuviera lugar la celebración de los 50 años de Cáritas Uruguaya.

Explicó que Cáritas Uruguaya es un organismo de la Conferencia Episcopal Uruguaya, que actúa desde 1962, miembro de la Confederación Cáritas Internacional, que es la segunda red de ayuda humanitaria del mundo, presente en 165 países y dedicada a la lucha contra la pobreza, la exclusión, la intolerancia y la discriminación. En Uruguay el Departamento de Pastoral Social de la CEU le encomendó en estos años cuatro cometidos específicos para su servicio: la pastoral penitenciaria, pastoral de atención a la drogadicción, la violencia en sus diferentes formas, y la participación e incidencia en las políticas públicas. “En este año de celebración recordamos y rezamos por todos los que han llevado adelante con fe y amor iniciativas solidarias de asistencia y promoción de los más pobres en estos 50 años”, señaló el Pastor.

Seguidamente, Mons. Bonino animó a los peregrinos a madurar la dimensión social de la fe. “Proclamemos personal y comunitariamente que Jesucristo es el rostro humano de Dios y el rostro divino del hombre”, exhortó. En este sentido, subrayó que los cristianos “estamos llamados a contemplar en los rostros sufrientes de nuestros hermanos, el rostro de Cristo que nos llama a servirlo en ellos. Los rostros sufrientes de los pobres son los rostros sufrientes de Cristo. Ellos interpelan el núcleo del obrar de la Iglesia, de la pastoral y de nuestras actitudes cristianas”.

Nueva Comisión Permanente del episcopado uruguayo

Al finalizar la Eucaristía, el presidente en funciones de la Conferencia Episcopal Uruguaya, monseñor Carlos Collazzi, anunció que en el marco de la Asamblea de la Conferencia Episcopal Uruguaya celebrada durante la semana, se eligieron las nuevas autoridades y adelantó la conformación del Consejo Permanente de la CEU: Presidente monseñor Rodolfo Wirz. obispo de Maldonado; vicepresidente monseñor Arturo Fajardo, obispo de San José y como secretario general fue reelecto monseñor Heriberto Bodeant, obispo de Melo.+