Iglesia al día

" El Tiempo de la Creación es un tiempo para renovar nuestra relación con el Creador y con toda su maravillosa obra, la naturaleza, por medio de la celebración, la conversión y el compromiso. "
Tiempo de la Creación

Noticeu Mensaje de Pascua de Mons. Collazzi: “El Señor está vivo y hace camino con nosotros”

collazzi

“En medio de las dificultades que afloran día a día, a nivel personal y social: proclamamos que el Señor está vivo y hace camino con nosotros”, destaca el Obispo de Mercedes, Mons. Carlos Collazzi, en su mensaje para la Pascua 2016.

El Obispo aventura que “el dinamismo que viene de la fuerza de la Resurrección, seguramente alejará toda tibieza, mediocridad, comodidad, fatiga, desilusión, `un descontento crónico y una acedia que le seca el alma`(E.G. 277)”. En su mensaje el Obispo anima a renovar el Espíritu “bebiendo de la Palabra del Señor”, alimentándose de la Eucaristía dominical, formando comunidades fraternas y solidarias con “los hermanos más carenciados, con fuerte espíritu misionero”.

Con la resurrección de Jesús “todo se llena de esperanza y de certezas. `Su  resurrección no es algo del pasado; entraña una fuerza de vida que ha penetrado el mundo. Donde parece que todo ha muerto, por todas partes vuelven a aparecer los brotes de la resurrección. Es una fuerza imparable…vemos injusticias, maldades, indiferencias y crueldades que no ceden. Pero también es cierto que en medio de la oscuridad siempre comienza a brotar algo nuevo, que tarde o temprano produce un fruto´ (E.G. 276)´”, asegura Mons. Collazzi.

MENSAJE DE PASCUA DE MONS. CARLOS COLLAZZI

“¡La luz de Cristo, que resucita glorioso, disipe las tinieblas del corazón y del espíritu!”

Con estas palabras de la Liturgia de la Noche Santa, les auguro de corazón a todos Ustedes, queridos Diocesanos: muy Felices Pascuas !!!

En medio de las dificultades que afloran día a día, a nivel personal y social: Proclamamos que el Señor está vivo y hace camino con nosotros; hoy, ayer y siempre la victoria de Jesucristo sobre el pecado y la muerte es el fundamento de nuestra Fe.

Cantamos hoy con alegría: “este es el día que hizo el Señor, sea nuestra alegría y nuestro gozo”

Es la fiesta de Pascua en el Año Santo de la Misericordia. “Él nunca se cansa de destrabar la puerta de su corazón para repetir que nos ama y quiere compartir con nosotros su vida. La Iglesia siente la urgencia de anunciar la misericordia de Dios. Su vida es auténtica y creíble cuando con convicción hace de la misericordia su anuncio. Ella sabe que la primera tarea, sobre todo en un momento como el nuestro, lleno de grandes esperanzas y fuertes contradicciones, es la de introducir a todos en el misterio de la misericordia de Dios, contemplando el rostro de Cristo” (M.V. 25)

¡¡¡ El rostro de Cristo, que en su Pasión lo vemos desfigurado y sufriente;  en la mañana del día de la Resurrección, lo vemos glorioso!!!

Todo se llena de esperanza y de certezas. “Su  resurrección no es algo del pasado; entraña una fuerza de vida que ha penetrado el mundo. Donde parece que todo ha muerto, por todas partes vuelven a aparecer los brotes de la resurrección. Es una fuerza imparable…vemos injusticias, maldades, indiferencias y crueldades que no ceden. Pero también es cierto que en medio de la oscuridad siempre comienza a brotar algo nuevo, que tarde o temprano produce un fruto” (E.G. 276)

El dinamismo que viene de la fuerza de la Resurrección, seguramente alejará toda tibieza, mediocridad, comodidad, fatiga, desilusión, “un descontento crónico y una acedia que le seca el alma”(E.G. 277); y nos pondremos en el camino de renovarnos en el Espíritu,  bebiendo de la Palabra del Señor, alimentándonos todos los domingos de la Eucaristía, formando comunidades fraternas y solidarias con los hermanos más carenciados, con fuerte espíritu misionero.

A Todos mis augurios de Felices Pascuas, que se quiere hacer más vivo y explícito para con aquellos Hermanos que hoy más sufren.

Compartiendo el gozo de este Día que hizo el Señor, los bendigo de corazón

+ Carlos María Collazzi

                                                                                                    Obispo Diocesano

Mercedes, 26 de marzo de 2016