Iglesia al día

" El Tiempo de la Creación es un tiempo para renovar nuestra relación con el Creador y con toda su maravillosa obra, la naturaleza, por medio de la celebración, la conversión y el compromiso. "
Tiempo de la Creación

La Iglesia en los medios Las donaciones a las universidades privadas dejan un gasto de $ 36.634.455 al Estado

LA REPÚBLICA |

Las donaciones a las universidades privadas durante el año 2015 fueron de $ 44.137.898, de este monto, las empresas donantes son luego exoneradas por un 83% en sus obligaciones de IRAE, lo que genera un gasto tributario de $ 36.634.455 para el Estado.

Las donaciones a las universidades privadas dejan un gasto de $ 36.634.455 al Estado

Esto implica que la donación efectuada por los privados en realidad es (en un porcentaje muy significativo, 83%) un gasto del gobierno, ya que son ingresos genuinos que se dejan de obtener.

Sin embargo, las universidades privadas son solamente 5 de las aproximadamente 50 instituciones que son beneficiadas actualmente por este tipo de exoneraciones y representan un 13% del total de donaciones realizadas durante el año 2015.

Según datos a los que pudo acceder LA REPÚBLICA el monto total de las donaciones en el año 2015 correspondiente a unas 50 instituciones, alcanzó un monto total de $343.200.065, por lo que implicó una contrapartida fiscal de $284.856.054, equivalente aproximadamente a USD 9.500.000.

La participación de las cinco universidades privadas en este total ha ido decreciendo año a año, pasando de ser el 36% del total de donaciones en 2010, al 13% en 2015. Aunque, si bien esta participación ha ido decreciendo, el monto total en términos absolutos creció.

Cabe recordar que la reforma tributaria introdujo la posibilidad de descontar el 83% de las donaciones llevadas adelante a ciertas instituciones privadas en sus obligaciones de IRAE.

Así, el esquema introduce cierta pérdida de decisión en el gasto del gobierno, ya que las donaciones son decididas por privados, pero cubiertas en su mayoría con fondos públicos.

Situación actual y evolución histórica

El esquema de donaciones especiales con contrapartida fiscal ha venido teniendo un uso creciente en los últimos cinco años, ya que las donaciones totales (a todas las instituciones elegibles) se ha multiplicado casi por 6 desde el inicio del período considerado.

En 2015 estas donaciones alcanzaron $343.200.065, por lo que implicaron una contrapartida fiscal de $284.856.054, equivalente aproximadamente a USD 9.500.000.

La participación de las cinco universidades privadas en este total ha ido decreciendo año a año, pasando de ser el 36% del total de donaciones en 2010 al 13% en 2015. Aunque esta participación ha ido decreciendo, el monto total en términos absolutos creció.

Existen dos grupos claramente diferenciados por monto recibido. Por un lado, la Universidad de Montevideo, la Universidad ORT y la Universidad Católica recibieron montos relativamente similares a lo largo del período, y en 2015 recibieron entre 11 y 15 millones de pesos.

Hasta 2012 el monto total recibido era relativamente estable en $20.000.000 por año, pero a partir de allí despegó para llegar a ser el doble en 2015.

La universidad pública

Es interesante contrastar estos resultados con las donaciones efectuadas a la Universidad de la República.

Las donaciones efectuadas a la Universidad pública siempre han sido menores a las efectuadas a las universidades privadas.

No es posible saber cómo inciden las donaciones en las finanzas de las universidades privadas ya que ninguna publica estados contables en sus páginas web. De cualquier manera, es sencillo inferir que las donaciones por alumno inscripto son mucho mayores en las universidades privadas por un doble efecto: el monto total recibido es mayor a la vez que la matrícula es mucho menor a la de la universidad pública.

A partir de 2015 las universidades (y todas las otras instituciones beneficiarias) deben presentar proyectos al MEF que serán financiados con donaciones antes del 31 de marzo de cada año, los cuales se deben aprobar.

Estos proyectos no son de acceso público por lo que tampoco es posible saber cuál es el destino declarado de las donaciones.