Iglesia al día

" El amor al otro por ser quien es, nos mueve a buscar lo mejor para su vida. Sólo en el cultivo de esta forma de relacionarnos haremos posibles la amistad social que no excluye a nadie y la fraternidad abierta a todos. #FratelliTutti "
@Pontifex

La Iglesia en los medios INDDHH manifestó “preocupación” por ataque a iglesia en Cordón

TELENOCHE |

Coordinadora de feminismos lo ve como un medio válido de protesta

La Institución Nacional de Derechos Humanos y Defensoría del Pueblo (INDDHH) espresó su preocupación por el ataque que un puñado de manifestantes que marcharon por el Día Internacional de la Mujer realizó contra la fachada de la Parroquia Nuestra Señora del Carmen (Iglesia Católica) en la zona del Cordón.

A través de un comunicado, la INDDHH reivindica la “necesaria garantía del derecho a la libertad de expresión y a la protesta pacífica” y que “el ejercicio de estos derechos debe estar siempre unido al esfuerzo colectivo para generar un clima de convivencia, donde prime el respeto por la diversidad de ideas, creencias y opiniones”.

FEMINISTAS. La vocera de la Coordinadora de Feminismos, Cecilia Menéndez, dijo a la agencia EFE que “no condena” la vandalización de la iglesia como forma de protesta, pero aclaró que ese hecho no fue planeado desde la organización que integra.

“Hay otras compañeras que tienen otras modalidades de accionar y nosotras aceptamos que exista, convivimos con eso y nos parece que está bien. Son formas diferentes de expresarse y esa es una”, añadió Menéndez.

“Asesinaron a una mujer, hay siete mujeres asesinadas en lo que va del año. Bombas de pintura en la iglesia no es muerte de nadie. A nosotras nos están matando, nosotras ponemos el foco ahí”, sentenció.

Por otro lado, Ivana Silvera, aludió a “provocaciones” de manifestantes que estaban en la acera que levantaron carteles con la frase “Femeninas sí. Feministas no”.

“Obviamente y claramente lo vimos, estaban ahí en un cordón de una cuadra. Nosotras entendemos que esa es una forma de provocar”, señaló Silvera, quien agregó que se trata de una “forma de violencia muy sutil, muy compleja y bien interesante para analizar”.

Además, argumentó que el simple hecho de estar “parados y paradas”, con “carteles” es una forma “provocativa” y “violenta”, que es lo que despierta las reacciones, la defensa y la autodefensa.

ANTECEDENTES. En setiembre del año pasado, durante una marcha liderada por organizaciones feministas sucedió un hecho similar, cuando manifestantes cruzaron el vallado y grafitiaron consignas como “aborto legal” en la fachada del edificio.

En esa instancia, la directora de la organización feminista “Mujer y Salud en Uruguay (MYSU), Lilián Abracinskas, rechazó estos hechos e indicó que no está de acuerdo con las manifestaciones violentas.

“Hemos peleado durante 25 años por construir una sociedad tolerante, donde la convivencia pacífica de diversidades sea realmente una vocación de todas las partes”, subrayó.