Iglesia al día

" En este tiempo de pandemia, que dejó sin efecto o en suspenso tantos proyectos personales y colectivos... damos, en primer lugar, gracias a Dios por todo lo bueno que hizo surgir en los corazones de hombres y mujeres de nuestra tierra. En todo ello encontramos motivos de esperanza. "
Mirando con Dios este tiempo

La Iglesia en los medios Iglesia expulsó a sacerdote abusador, otro está aislado mientras investigan

SUBRAYADO |

Dos adultos denunciaron haber sido abusados por sacerdotes uruguayos hace años. La iglesia investiga y pidió perdón. Hay teléfono para hacer denuncias

Untitled-2_14

La Conferencia Episcopal del Uruguay, conformada por las máximas autoridades eclesiásticas del país, confirmó que recibió dos denuncias de abuso sexual por parte de sacerdotes. Uno de los involucrados ya fue separado de su cargo religioso.

Son denuncias que presentaron dos adultos sobre hechos que sucedieron años atrás, según reconoció la Iglesia este miércoles.

Uno de los procesos cerrados derivó en la separación del cargo de uno de los religiosos, es decir, la quita de su calidad de sacerdote, mientras que el otro caso sigue siendo investigado y el sacerdote fue alejado de su papel en la iglesia hasta tanto se tome una resolución.

La Iglesia difundió un número de teléfono para radicar denuncias de abusos: 095 382 465. El objetivo es que se tomen acciones desde la Iglesia paralelamente a la investigación policial.

Milton Tróccoli a Subrayado que depende de cada persona llevar estas denuncias a la justicia, ya que no se trata de menores de edad.

En un comunicado emitido por la Conferencia Episcopal, los obispos informan que en Uruguay existe un protocolo de atención e investigación de estos casos, que fue confeccionado por la Iglesia Católica junto a expertos del equipo de prevención de abusos de la Iglesia de Chile, integrado por sacerdotes, psicólogos y abogados; y que se está creando una comisión para la prevención de busos en la Iglesia uruguayo.

“Hacemos nuestras las palabras que Benedicto XVI dirigió a los autores de hechos similares: “Traicionaron la confianza depositada en ustedes por padres que les confiaron a sus hijos. Deben responder por ello ante Dios todopoderoso y ante los tribunales debidamente constituidos.”

Frente a las denuncias de casos de personas dañadas, reiteramos nuestra firme disposición a recibirlas, escucharlas y acompañarlas, investigando y procediendo con rigor de acuerdo al Protocolo antes mencionado. También manifestamos nuestra total disponibilidad para colaborar con la justicia”.

Además, la Iglesia Católica uruguaya hace público un compromiso “a seguir examinando con cuidado las motivaciones y aptitudes de los futuros sacerdotes, y también en la adecuada formación para la prevención de quienes colaboraron en las comunidades, instituciones u obras sociales eclesiales”.

El Comunicado se dio a conocer el mismo día en el que el programa Santo y Seña presenta un informe sobre casos de abuso sexual en la Iglesia uruguaya.