Iglesia al día

" El Tiempo de la Creación es un tiempo para renovar nuestra relación con el Creador y con toda su maravillosa obra, la naturaleza, por medio de la celebración, la conversión y el compromiso. "
Tiempo de la Creación

La Iglesia en los medios Espacio radial sobre adicciones, para no estar solos en la madrugada

ECOS.LA/UY |

Un psicólogo habla sobre este tema en programa radial que sale en vivo en la madrugada. Predica con su ejemplo, hace 15 años está limpio.

Martín Vidal se acerca al micrófono y comienza a hablar. Es de madrugada y no está solo, como José Sacristán en la famosa película española. Del otro lado lo escuchan oyentes desvelados. Su tema son las adicciones y habla con propiedad: supo estar atrapado en ese mundo del que es difícil salir, pero con orgullo dice a sus 38 años, que hace 15 está limpio. En la entrevista prefiere no hablar de este tema. Es psicólogo y operador terapeuta; desde ese lugar busca ayudar a los demás a través de un espacio que tiene en el programa “Buenas madrugadas” conducido por Gustavo de los Santos, que va en vivo desde la medianoche hasta las tres de la mañana por Radio Rural.

Este jueves hizo especial hincapié en la depresión y sus consecuencias. Pero en otros programas ha hablado del suicidio, de los tipos de adicciones, la recuperación, las soluciones que brinda el Estado a los adictos y qué hace falta. Tiene un ida y vuelta con sus oyentes.

Pero el universo de las temáticas que trata no se reduce meramente al tema adicciones. Recuerda que no hace mucho tiempo, cuando se divulgó el video donde personas golpeaban de forma salvaje a un delincuente en Toledo, llamó un vecino de la zona. Hizo referencia a cómo uno pierde su cabal cuando está en grupo, no se controla, también habló del cansancio de la gente, de los robos que no se denuncian.

“Fue bastante duro de escuchar, cómo las personas se enceguecen en pro de hacer algo que está mal en realidad”, señala.

“La adicción, etimológicamente, es lo no dicho. Cuando la persona, por ejemplo, comienza a consumir drogas puede ser porque se siente mal, encerrado, no tiene expectativas de vida, cree que los problemas que tiene no tienen solución y piensa que de esa manera va a salir. Pero se convierte en un circulo vicioso que no termina”, dice Vidal.

Además de ser idóneo en el tema, el haber pasado por lo mismo y poder entender a la otra persona es un factor fundamental para poder llegar a quienes más lo necesitan. Más allá de la teoría, hablar desde la experiencia y ser el fiel reflejo de que se puede salir, que uno puede empoderarse de su vida, cuenta y mucho.

Para el experto, una de las principales carencias que tiene el país en este aspecto, es la falta de una ley que sea “compulsiva”, que a través de las familias los adictos puedan acceder a una recuperación “real”, porque el Portal Amarillo estatal y hogares vinculados a iglesias evangelistas como Beraca “no dan abasto”. A su vez, otras instituciones dan a los pacientes un mes de tratamiento y después de nuevo a la calle.

“Lamentablemente, vale muy caro atenderse en Uruguay; poder completar un tratamiento eficaz” cuesta entre 50 y 60 mil pesos por mes, expresa. No hay un lugar que sea del Estado, donde las personas puedan estar seis meses como mínimo atendidas para lograr acabar con el problema desde la raíz, indica.

Además del programa radial, Vidal tiene un consultorio personal donde atiende, en promedio, a quince adictos por semana, la mayoría jóvenes que llegan por problemas con las drogas. Además de comenzar con sus pacientes un tratamiento con herramientas conductuales, los deriva a otras instituciones. Si la persona tiene dinero les recomienda ir a Ser Libre, una organización donde él fue atendido y atiende a personas de forma ambulatoria. Pero también trabaja con aquellos que no tienen suficiente dinero para pagar este tipo de tratamiento; en ese caso, los acompaña a Narcóticos Anónimos.

Fuera del aire, cuando el micrófono se apaga, cuando terminó de escuchar al otro y ahora se trata de él, Vidal apoya la cabeza en su almohada con la conciencia tranquila: es un día más que está limpio.