Iglesia al día

" El Tiempo de la Creación es un tiempo para renovar nuestra relación con el Creador y con toda su maravillosa obra, la naturaleza, por medio de la celebración, la conversión y el compromiso. "
Tiempo de la Creación

La Iglesia en los medios El papa Francisco a la mafia calabresa: “están excomulgados”

EL OBSERVADOR |

Crimen. El obispo de Roma visitó el pueblo donde mataron a un niño de 3 años

El papa Francisco en el pueblo Cassano allo Jonio. AFP

El papa Francisco afirmó el sábado ante cien mil fieles reunidos en Calabria (sur de Italia) que la mafia local, “que adora el mal y desprecia el bien común” está “excomulgada”.

“Hay que combatirla, hay que decirle no. Tantos jóvenes nos lo piden (…) Los que han escogido esa mala vía están excomulgados” advirtió el papa argentino durante una misa, tras visitar el pueblo de Cassano allo Jonio.

Allí denunció el sufrimiento de los niños víctimas de la mafia, y trasladó un mensaje de solidaridad a madres y abuelas en una cárcel local.

A las 7.30 de la mañana, Jorge Bergoglio partió en helicóptero desde su basílica en la Ciudad del Vaticano con dirección a Calabria para condenar los crímenes, en una región que se ha visto duramente castigada por los enfrentamientos entre familias de la mafia en varias ocasiones durante los últimos meses.

En la cárcel

A su llegada, el máximo representante de la Iglesia católica se dirigió primero a la cárcel de Castrovillari, en la provincia de Cosenza, donde saludó y conversó con los policías que custodian la prisión y sus familiares, así como con los 200 presos, tanto hombres como mujeres, que cumplen condena en este centro.

Entre los delincuentes encerrados se encuentra el padre de Nicola Campolongo, “Coco” como le conocían en el pueblo, el niño asesinado y quemado el pasado 20 de enero por la N’dranghetta por un ajuste de cuentas, según determinaron entonces los investigadores

“Nunca más debe un niño soportar tales sufrimientos”, dijo el santo padre en la prisión de Castrovillari, a dos abuelas del pequeño. El ajuste de cuentas que terminó con su vida conmovió a toda Italia. Su cuerpo fue descubierto junto al de su abuelo en un vehículo carbonizado.

Además de los niños, jóvenes calabreses son reclutados para el tráfico de droga y mueren también víctimas de la violencia de N’drangheta, o bien terminan en la cárcel.

Durante una ceremonia cargada de emoción, ante unos 200 hombres y mujeres detenidos, algunos llorando, y que saludó uno a uno, Francisco añadió: “Yo también cometo errores y debo hacer penitencia”.

“Quiero expresar la proximidad del papa y de la Iglesia para con todo hombre o mujer que se encuentra en la cárcel, en todas las partes del mundo”, añadió el pontífice que, en Buenos Aires, visitaba a menudo las cárceles y lavó los pies de jóvenes detenidos en Roma, con motivo del Jueves Santo, poco después de su elección en 2013.

Francisco centró su mensaje en la plena reinserción en la sociedad, para que la detención no sea solo “un instrumento de castigo y de represalia social” que acabaría siendo una “pérdida de tiempo” para el detenido y para la sociedad.

Por eso, el obispo de Roma invitó a los prisioneros a “encontrarse con Dios” en la cárcel.

Dios es “un maestro de la reinserción, que nos toma por la mano y nos acompaña de nuevo en la comunidad social”, dijo animándolos.

El papa argentino efectuaba este sábado en Cassano, localidad pobre cerca del mar Jónico, una visita con tonalidad muy social. La mafia ha prosperado aprovechando el fracaso de las inversiones de la economía legal en una región en la que el desempleo de los jóvenes menores de 25 años alcanzó el 56,1%, récord de Italia en 2013, según Eurostat.

Una multitud acogió al papa, de 77 años, a su llegada a una residencia para enfermos terminales. Luego se reunió con los obispos de la región en la catedral.

A los obispos les pidió que no sean solo “empleados” de la Iglesia, sino “canales abiertos y generosos” hacia sus fieles.

Esta visita de nueve horas a la región meridional más pobre de Italia, después de Campania, concluirá con una gran misa en la que se esperan unas 100 mil personas.

Es su cuarta visita en Italia fuera de la diócesis de Roma.

El año pasado, este papa muy popular en la península viajó a Cagliari (Cerdeña) donde denunció el desempleo de los jóvenes, a Asís (Umbría), donde celebró a San Francisco, y a la isla de Lampedusa (sur), donde denunció la “globalización de la indiferencia” y defendió los derechos de los inmigrantes que desembarcan en Europa.

La mafia calabresa, o N’drangheta, que trafica con parte de la cocaína de América del Sur, es hoy la más rica y la más diversificada de las mafias, con intereses en el norte de Italia y en Europa. (Agencias) l

Apunte

Un mensaje claro

El máximo representante de la Iglesia católica alzó su voz para declarar sin ambigüedad que la institución que lidera no tiene lugar para organizaciones criminales que operan con el asesinato, y la extorsión.

Incluso en una visita a una cárcel, en donde dijo –como una forma de acercarse espiritualmente a esos pecadores– que él también cometía errores y se arrepentía, no dejó lugar en la comunidad católica para una organización delictiva que tiene el pecado como modus vivendi.