Iglesia Católica Conferencia Episcopal del Uruguay

Departamento de Liturgia

Curso 2010

ESQUEMA DEL CURSO

LA PASTORAL SACRAMENTAL EN TIEMPOS DE MISIÓN

Desafíos y perspectivas

 

 

Objetivos del cursillo

 

  1. Analizar pastoralmente la realidad de nuestras celebraciones sacramentales, sobre todo en los sacramentos de iniciación.
  2. Considerar teológicamente esta realidad.
  3. Abrir caminos de misión  hacia nuevas perspectivas de la pastoral sacramental.

 

Dinámica del cursillo

 

  1. Trabajo grupal de búsqueda.
  2. Exposiciones breves para orientar la reflexión.
  3. Toma grupal de acuerdos pastorales.

 

Destinatarios

 

 

PLAN DEL CURSILLO

 

Día 3 de febrero

 

Mañana: Análisis pastoral de la realidad.

Tarde: Continuación. Consideración teológica de la realidad.

 

Día 4 de febrero: Consideración teológico-pastoral de la realidad.

 

Día 5 de febrero:

 

Mañana:Toma grupal de acuerdos pastorales.

 

 

 

LA PASTORAL SACRAMENTAL EN TIEMPOS DE MISIÓN

Desafíos y perspectivas

Fray Luis Carlos Bernal o.p.

Introducción

 

Organización del trabajo del taller.

1. ANÁLISIS DE LA REALIDAD DE LA PASTORAL SACRAMENTAL

 CUESTIONARIO

 

  1. ¿Qué rasgos característicos ha de tener una “Iglesia en estado de misión” aquí, en nuestro País, y esta condición a qué ha de comprometerla consecuentemente en su pastoral sacramental?
  2. ¿Qué desafíos pastorales fundamentales plantea la cultura uruguaya a nuestra pastoral sacramental, y por qué motivos?
  3. Analizando la celebración misma de los sacramentos de iniciación en nuestras comunidades, ¿qué aspectos positivos, negativos y mejorables descubrimos en ellas?
  4. ¿Cuáles son los cuatro desafíos más difíciles (los anteriormente enumerados) que ha de afrontar nuestra pastoral sacramental? ¿Por qué?

 

APORTES PERSONALES

 

  1. Las preguntas de la pastoral sacramental
  1. Motivos coyunturales
  2. Motivos radicales
  3. Motivos rituales

 

  1. ¿Crisis de la teología sacramentaria?

 

 

2. CONSIDERACIÓN TEOLOGICO-PASTORAL DE LA REALIDAD

 

CUESTIONARIO

 

  1. A partir de la cultura actual en la que vivimos y donde la Iglesia evangeliza: ¿cómo afrontar (criterios, estilo, pedagogía) los desafíos que nos plantea, como Iglesia en estado de misión?
  2. A partir del momento y lugar salvífico de los sacramentos en la Historia de la salvación:
  1. ¿Qué lugar o momento salvífico ocupan los sacramentos en la historia de la salvación?
  2. ¿Qué implicaciones teológicas, espirituales y pastorales se derivan de ese “lugar” o “momento” salvífico?

 

  1. A partir de la fe que se proclama y se celebra en los sacramentos:
    1. ¿a qué fe hemos de referirnos entre las diversas “posturas” de creyentes con las que nos encontramos?
    2. ¿Con qué criterios, estilo y pedagogía pastorales ha de actuar una Iglesia en estado de misión para verificar la fe de quienes acceden a los sacramentos y asentir o no a su petición?
    3. ¿Dónde ubicar la celebración sacramental dentro del proceso de evangelización?
  2. A partir de la dimensión eclesial de los sacramentos:
    1. ¿En qué sentido la celebración sacramental es una celebración eclesial?
    2. ¿Con qué criterios, estilo y pedagogía pastorales ha de actuar una Iglesia en estado de misión para verificar el sentido de pertenencia eclesial de quienes acceden a los sacramentos y asentir o no a su petición?
  3. A partir de la celebración misma de los sacramentos de iniciación:
    1. ¿Qué elementos, rasgos o dimensiones son imprescindibles para garantizar una auténtica celebración? ¿Por qué?

 

 

APORTES PERSONALES

 

1.  Nuestra cultura y la celebración sacramental

 

2. Contexto salvífico de los Sacramentos

 

3.Los sacramentos de la fe

 

1)      Los sacramentos, signos de la fe de los participantes

2)      Los sacramentos signos de la fe de la Iglesia

4. Los elementos que garantizan la verdadera celebración sacramental.

 

1.         LINEAS DE ACCIÓN PASTORAL

CUESTIONARIO

 

1.   ¿Qué líneas de acción fundamentales proponemos para mejorar la pastoral sacramental en nuestras comunidades?

 

1)   Antes de la celebración de los sacramentos de iniciación:

 

  1. En lo referente a la acogida de quienes piden celebrar el sacramento;
  2. En lo referente la preparación a la celebración sacramental (contenidos, ritmo del proceso, pedagogía).
  3. En lo referente a la inserción progresiva y vital en la comunidad eclesial que acoge al candidato/a.

 

2)  En la celebración misma del sacramento.

 

3)  A partir de la celebración para afianzar la perseverancia en los compromisos asumidos en la celebración.

 

2.  ¿Qué líneas de acción fundamentales proponemos para mejorar la pastoral sacramental en nuestras comunidades:

 

1)   En lo que concierne a la CEU.

2)   Al Departamento de Liturgia

3)   A los Presbíteros de las comunidades eclesiales

4)   A los catequistas y responsables de la Liturgia.

 

3.         ¿Qué otras propuestas desean hacer?

EVALUACIÓN DIÓCESIS DE CANELONES

La Pastoral Sacramental en tiempos de misión – desafíos y perspectivas

Desde el miércoles 3 al viernes 5 de febrero, el presbítero Pepe Molinari y los laicos Cristina Bonifacio, Juana Cáceres y Mario Clérico, todos integrantes del Equipo de Animación Litúrgica de la diócesis de Canelones, tuvimos la oportunidad y la gracia de asistir a un cursillo organizado por el departamento de Liturgia de la C.E.U., en el hotel “ del Prado “ de la localidad de Nueva Helvecia, en Colonia.

Eramos cerca de 40 participantes, representando a 7 diócesis de nuestro país: Mercedes, Salto, Canelones, Montevideo, Minas, Maldonado y Rivera, dispuestos a recibir el tema propuesto: “ La Pastoral Sacramental en tiempos de misión- desafíos y perspectivas “, a cargo de Fray Luis Carlos Bernal o.p..

Fue un gran motivo de alegría y orgullo para nosotros 4, compartir dicho cursillo con nuestro pastor Mons. Orlando, quien en todo momento se comportó como uno más, escuchando las charlas, trabajando en los grupos,orando, celebrando, buscando aclarar dudas y disfrutando de las jornadas.

Los objetivos del cursillo eran: 1) Analizar pastoralmente  la realidad de nuestras celebraciones sacramentales, sobre todo en los sacramentos de iniciación. 2) Considerar teológicamente esa realidad. 3) Abrir caminos de misión hacia nuevas perspectivas de la pastoral sacramental.

Apartado totalmente de un estilo magistral, Fray Bernal nos invitó a interactuar desde un principio, proponiéndonos la búsqueda grupal guiada de los objetivos citados anteriormente, basados en el tradicional método: Ver- Juzgar- Actuar.

Divididos pues en grupos pequeños, trabajamos las preguntas formuladas y luego reunidos en plenario, compartíamos las respuestas, un sistema indudablemente enriquecedor, que luego Fray Luis lo recomponía y resumía, realizando su aporte.

Partimos desde bases que podríamos considerar pesimistas, negativas, reconociendo incluso vivir en una situación de naufragio, que obliga a la búsqueda de equilibrios y seguridades.

Nos quedó muy claro el concepto de “ sabiduría “: la misma pasa más por el SABorear que por el SABer. También que la liturgia no es PARA, sino que ES.

Analizamos motivos coyunturales( cultura de la intrascendencia, de la diversión,del consumismo, del tener más que del ser, la modernidad y posmodernidad); motivos radicales( la falta de fe, la ausencia de la comunidad, los tiempos que requiere la preparación de los que van a recibir el sacramento) ; motivos rituales ( la dificultad de entender los ritos, la mala catequesis sobre ellos, el desconocimiento del sacramento en si mismo)

Ahora bien, no crean que estamos viviendo una crisis de la teología sacramentaria, sino que estos motivos enunciados una vez considerados, nos obligan a una mayor formación sobre los sacramentos y a una mejor manera de prepararlos y celebrarlos.

Vimos de manera clara que nuestra cultura tiene mucho que ver en la celebración sacramental y por tanto nos exige inculturación sin críticas, simplemente entrar en ella.

Dada la íntima relación existente entre el Verbo encarnado y los sacramentos, la asunción de nuestra cultura debería tener los rasgos de la pedagogía de la Encarnación del Verbo: Jesús asume la humanidad sin violencia, respetándola, insertándose en su modo de vida, en comunión, liberándolo, hasta llegar a la muerte en cruz y posterior resurrección.

Tratamos luego sobre el contexto salvífico de los sacramentos, encuadrándolos en la historia de salvación: 1) como signo de fe de los participantes

Para el proceso de la fe se requiere vivir 4 experiencias: a- apertura( al estilo de Samuel o María, saberse frágiles y necesitados) b- contemplativa ( de asimilación, reverencia, meditación)

c- encarnación o coherencia ( comprometedora, provocadora, conmovedora) d- aventura ( correr el riesgo, estimularse)

2) como signos de la fe de la Iglesia

Los elementos que garantizan la verdadera celebración sacramental son: a- comunión viva y consciente con el logos interno del misterio de la celebración b- capacidad para el lenguaje ritual, para comunicar y escuchar c- dimensión eclesial d- celebración ministerial e- respeto al ritmo de la celebración y sus lugares f- elementos festivos

 

Por último analizamos las Líneas de Acción Pastoral: nuevamente divididos en grupos el desafío era ver qué líneas de acción fundamentales proponíamos para mejorar la pastoral sacramental en nuestras comunidades antes, durante y a posteriori de la celebración, y también considerarlas en lo que concierne a la C.E.U., al Departamento de Liturgia, a los presbíteros y diáconos de las comunidades, y a los catequistas y responsables de la liturgia.

Todo ello se recogió y tendremos las respuestas para intentar aplicarlas lo más pronto posible.

En fin, para nosotros fue una experiencia sumamente enriquecedora y provechosa, que nos exige, como delegados diocesanos que fuimos, a compartir esta vivencia y repicarla en nuestras comunidades, despertando ese deseo de que nuestros hermanos SABOREEN la liturgia para CELEBRAR en forma.

Un agradecimiento enorme a los miembros del Departamento de Liturgia, el presidente, nuestro obispo Orlando, el P. Rafael Costa, secretario ejecutivo, el salesiano Hugo DÁngelo ( coordinador y fotógrafo oficial) y el personal del hotel “ del Prado”, comandado por el diácono Dante Guerra, que tan bien nos atendió.

Queridos hermanos, nos vinimos con la satisfacción del deber comenzado, pero más que nada, con la responsabilidad de concluirlo en nuestras comunidades diocesanas. Que el Espíritu Santo nos ayude a transmitir y que las comunidades abran sus corazones para recibir el mensaje.

 

EQUIPO de ANIMACION LITURGICA de la diócesis de CANELONES

 

Print Friendly, PDF & Email

Páginas