Iglesia al día

" El amor al otro por ser quien es, nos mueve a buscar lo mejor para su vida. Sólo en el cultivo de esta forma de relacionarnos haremos posibles la amistad social que no excluye a nadie y la fraternidad abierta a todos. #FratelliTutti "
@Pontifex

La Iglesia en los medios Problemas para plantear la inconstitucionalidad

EL OBSERVADOR |

Catedráticos. La ley que despenaliza el aborto es inconstitucional a juicio de catedráticos de Derecho Constitucional, pero se plantean dos inconvenientes para plantear la acción ante la Suprema Corte de Justicia. Por un lado quedan dudas sobre quién estaría legitimado para plantear la acción, ya que debe ser un titular directamente afectado por la norma. A juicio del catedrático Martín Risso, la persona legitimada para iniciar la acción legal sería el padre del feto.

Pero aun si este planteara el recurso, no lograría impedir el aborto, ya que la ley estipula plazos breves para resolver y a su vez el recurso de inconstitucionalidad en la Suprema Corte demora entre ocho meses y un año de estudio. Si se trata de un caso judicial, el juez debe interrumpir el proceso y enviar el expediente a la Corte pero no sería en este caso porque no hay expediente judicial de por medio.

Un camino alternativo para hacer caer la ley sería plantear en el ámbito internacional y presentar un recurso de aconvencionalidad contra el Pacto de San José de Costa Rica, al cual Uruguay está suscrito.

Los catedráticos de Derecho Constitucional Risso y Eduardo Esteva plantearon en el Parlamento el 12 de setiembre que la ley es inconstitucional.

Risso señaló que en la Convención Americana y en la Constitución uruguaya se establece un principio general de protección que orienta al aplicador del derecho hacia la protección de la vida. “Creo que habilitar el aborto libre a la mujer, aunque sea dentro de las 12 primeras semanas, colide contra las normas nacionales e internacionales, porque hay una desproporción en los bienes jurídicos que están en contraposición”, dijo. “El bien jurídico vida del no nacido es igual de importante que el bien jurídico vida de la madre”, afirmó.

En tanto, Esteva señaló que el derecho a la vida consagrado en la Constitución comprende al concebido no nacido. “La protección del derecho interno de rango constitucional es superior y no posibilitaría una regulación diferente”, dijo el profesor.