Iglesia al día

" En este tiempo de pandemia, que dejó sin efecto o en suspenso tantos proyectos personales y colectivos... damos, en primer lugar, gracias a Dios por todo lo bueno que hizo surgir en los corazones de hombres y mujeres de nuestra tierra. En todo ello encontramos motivos de esperanza. "
Mirando con Dios este tiempo

La Iglesia en los medios ¿Por qué no se come carne roja el Viernes Santo?

EL OBSERVADOR |

El origen de esta práctica radica en hacer ayuno para orar y llegar sin fuerza física a lo espiritual

La tradición de no comer carne el Viernes Santo se remonta al origen de la crucifixión de Jesús. Para la comunidad cristiana la Semana Santa es la más importante porque creen que Cristo murió en la cruz para liberar a la humanidad. Dicho acto le otorgó la posibilidad de vida eterna en el cielo.“Se eliminaba los platos fuertes como la carne porque era considerada como un manjar, además de ser muy nutritivo. Algo que iba en contra de lo que se buscaba, que era ayunar para disminuir la fuerza física para que el cuerpo se dedique a lo espiritual”, explicó el sacerdote José Squadroni a El Observador, en relación con la tradición católica de no comer carne roja el Viernes Santo.“Hoy en día el ayuno se ha vuelto muy insignificante porque no se come carne pero se come una enorme paella”, dijo entre risas.“El origen es la Cuaresma”, agregó, y explicó: “El sentido era estar casi en ayuno, bebiendo agua y comiendo pan y verduras durante cuarenta días orando para acercarse a Dios”.A su vez, Squadroni manifestó que esos cuarenta días de ayuno representan el tiempo desde “las cenizas de Jesús después de su muerte hasta la resurrección que se celebra el domingo de pascuas”.“Cuando en las sagradas escrituras Jesús hablaba de la presencia del demonio en el espíritu de alguien, afirmaba que no se podía eliminar si no era con oración y ayuno”, subrayó.Carnaval: adiós a la carneEl sacerdote jesuita expresó que antes de ingresar al ayuno que termina el Domingo de Pascua, inicia el festejo de Carnaval “tres días antes”. “El origen en latino es ‘carnevale’, que quiere decir adiós a la carne”, concluyó. El origen de comer bacalaoComer bacalao en Viernes Santo es una larga costumbre que se remonta a los primitivos pueblos vascos y gallegos, que sustituían la carne roja en Pascua y apelaban a lo que tenían más a mano: el pescado. Ese hábito culinario cruzó el Atlántico con los conquistadores y desembarcó en América para quedarse.Pero el bacalao que siempre se consumió en Uruguay no era bacalao genuino, sino carne de cazón deshidratada y salada.