Iglesia al día

" El amor al otro por ser quien es, nos mueve a buscar lo mejor para su vida. Sólo en el cultivo de esta forma de relacionarnos haremos posibles la amistad social que no excluye a nadie y la fraternidad abierta a todos. #FratelliTutti "
@Pontifex

La Iglesia en los medios Objeción no tiene que ser explicada

EL PAÍS |

Ginecólogos rechazan presiones hacia médicos

El presidente de la Sociedad Ginecotocológica del Uruguay, Gustavo Ferreiro, dijo a El País que debe ser respetado el 30% de los profesionales que hizo las objeciones de conciencia. “No hay ningún artículo en la ley que diga que uno tiene que justificar por escrito los motivos por los cuales se niega a hacer un aborto. Debe manifestar, especificarlas no”, aseguró.

Ayer, la Comisión Directiva de la Sociedad Ginecotocológica aprobó una declaración en la que rechaza “todo tipo de presión directa o indirecta ejercida a los ginecólogos, por parte de médicos en su condición de Jefatura de Departamentos, servicios o clínicas, o por parte de otros integrantes de los Servicios de Salud Pública o Privada para la definición de la condición de objetores de conciencia”.

La Sociedad Ginecotocológica entiende que la decisión de objetar es “individual e intransferible, y que es amparada en la declaración universal de los Derechos Humanos, siempre y cuando se adecue a los principios generales”.

En la declaración se adhiere al II Congreso Internacional Jurídico sobre Derechos Reproductivos de la Federación Latinoamericana de Sociedades de Obstetricia y Ginecología. En dicho ámbito se determinó que “la libertad de conciencia requiere de mecanismos de aplicación y de definición clara de límites”. Se expresa que si bien la libertad de conciencia es un derecho humano “se ha utilizado también de forma excesiva, lesionando derechos de otras personas”.

Por otra parte, la Sociedad Ginecotocológica insta a asegurar la confidencialidad de la consulta “en toda circunstancia”. Según se afirma, “las pacientes tienen derecho prioritario al control de la confidencialidad de sus datos”, y “todo facultativo tiene el deber de respetar y salvaguardar los derechos particulares de sus pacientes a la privacidad y confidencialidad de su información clínica en todo escenario”.

De acuerdo a lo informado por el Ministerio de Salud Pública (MSP), el 30% de los médicos de todo el país presentó objeción de conciencia para no realizar abortos. El subsecretario de Salud, Leonel Briozzo, dijo en rueda de prensa que el porcentaje “es ínfimo, porque la inmensa mayoría trabaja a favor de los derechos de las mujeres”. Sobre la exigencia de una justificación escrita, Briozzo dijo que el MSP realizará un taller en marzo para discutir el tema.