Iglesia al día

" Cristo vive. Él es nuestra esperanza y la juventud más hermosa de este mundo. Todo lo que toca se hace joven, se hace nuevo, se llena de vida. Por lo tanto, las primeras palabras que quiero dirigir a cada joven cristiano son: ¡Él vive y te quiere vivo! "
Christus vivit

“El Nacimiento del Señor es el nacimiento de la paz”: Mensaje de Navidad de Mons. Arturo Fajardo

fajardo

 

En Navidad, Dios se hace `un niño frágil, que nos hace fuertes´, `un niño esclavo que nos hace libres´, `un niño pobre que nos hace ricos´”, destaca el Obispo de San José de Mayo, Mons. Arturo Fajardo en su Mensaje navideño. El Obispo recuerda, asimismo, que “la Navidad es un misterio de Amor, que nos enseña que Dios es amor. Que en el amor a Dios y al prójimo se resume la ley y los profetas”.

“Navidad nos enseña que solo en el don de nuestra vida por amor, está el verdadero sentido de la vida y la felicidad”, sostiene.

Mons. Fajardo invita a “no perder la capacidad de asombro, la conmoción, la sorpresa ante lo que sucede: La Palabra se hizo carne y acampó en nuestro mundo, el Señor quiere hacernos partícipes de su vida. Viene a traernos Vida y vida en abundancia”.

“En un mundo violento, donde se pierde el valor de la vida, en una sociedad fragmentada en que se pierde la vecindad y la cercanía, nace el `Emanuel´ Dios con nosotros, nace el que es la Paz”, subraya Mons. Fajardo, al tiempo que invita a vivir y comunicar “la Luz que se nos dio en Belén”.

TEXTO COMPLETO DEL SALUDO

El Nacimiento del Señor es el nacimiento de la paz

Celebramos una nueva Navidad. En un mundo violento, donde se pierde el valor de la vida, en una sociedad fragmentada en que se pierde la vecindad y la cercanía, nace el “Emanuel” Dios con nosotros, nace el que es la Paz.

Dios se hace“un niño frágil, que nos hace fuertes”, “un niño esclavo que nos hace libres”, “un niño pobre que nos hace ricos”.

Es Navidad, estamos invitados a no perder la capacidad de asombro, la conmoción, la sorpresa por lo que sucede.

La Palabra se hizo carne y acampó en nuestro mundo, el Señor quiere hacernos partícipes de su vida. Viene a traernos Vida y vida en abundancia.

Navidad es un misterio de Amor, que nos enseña que Dios es amor. Que en el amor a Dios y al prójimo se resume la ley y los profetas.

Navidad nos enseña que solo en el don de nuestra vida por amor, está el verdadero sentido de la vida y la felicidad.

En medio de tantas realidades donde parece que gana la oscuridad, el egoísmo, la violencia… vivamos y comuniquemos la Luz que se nos dio en Belén.

Con una oración por los enfermos, los que están solos, los que han perdido algún ser querido, reciban también mi bendición.

+Arturo Fajardo
Obispo de San José de Mayo