Iglesia al día

" El amor al otro por ser quien es, nos mueve a buscar lo mejor para su vida. Sólo en el cultivo de esta forma de relacionarnos haremos posibles la amistad social que no excluye a nadie y la fraternidad abierta a todos. #FratelliTutti "
@Pontifex

La Iglesia en los medios MPP quiere limitar exoneración a privados que donan a liceos (Se cita al liceo Jubilar)

EL OBSERVADOR |

Enseñanza. Aporte de empresas en 2014 equivalen a 0,1% del presupuesto educativo
El liceo Jubilar es uno de los que recibe donaciones de privados. M. Cerchiari

Los liceos gratuitos pero de gestión privada son mirados con mucha desconfianza y recelo por dirigentes de la izquierda desde el día cero. Han cuestionado su filosofía, la forma de ingreso y hasta la divulgación de sus exitosos resultados porque contrastan con los magros números de los liceos públicos que funcionan en los mismos barrios.

Pero en las últimas semanas el debate empezó a estar enfocado en cómo limitar a estos liceos del estilo del Jubilar, Providencia, Impulso o Francisco la financiación que reciben.

Sucede que una herramienta para conseguir dinero son las donaciones que las empresas privadas realizan y en las que, indirectamente, derivan dineros del Estado. El MPP propondrá un cambio en el presupuesto quinquenal para tratar que el dinero de esas donaciones se redireccione al sistema público.

En el último quinquenio, las empresas hicieron donaciones por US$ 4,63 millones a instituciones educativas privadas. Eso implica 0,1% del presupuesto educativo total en 2014.

El mecanismo

La reforma tributaria de 2007 habilitó al Ministerio de Economía y Finanzas a realizar exoneraciones fiscales especiales a las donaciones realizadas a instituciones de enseñanza, salud y apoyo a la niñez.

De cada $ 100 que dona un privado a cualquier organización de este tipo, $ 83 los puede descontar en impuestos y es por eso que indirectamente es el Estado el que pone el dinero. Según los datos difundidos por el gobierno hace dos semanas, la Fundación Impulso –liceo ubicado en Casavalle– es el que más se benefició con esa herramienta, con US$ 6 millones, durante el último quinquenio. Obtuvo 17% de los fondos aprobados durante ese período.

Apenas se conoció esa cifra el debate comenzó. En las redes sociales varios dirigentes cuestionaron la herramienta. Uno de los primeros fue el actual presidente del INAU, Santiago Soto (PS). “¿Por qué otorgar a empresas potestad de asignar gasto público en educación? No estoy de acuerdo con ese mecanismo de exoneraciones”, escribió en Twitter. Su comentario generó diversas respuestas. Una de ellas fue la del economista Gabriel Oddone, quien consideró que esta situación ocurre porque la “institucionalidad pública educativa ha perdido credibilidad, y por eso su financiamiento está perforado”. “Recuperar la calidad y credibilidad de la institucionalidad pública es el camino. Limitar caminos alternativos no ayuda”, escribió.

Pero el tuit de Soto también generó comentarios favorables, entre ellos el de algunos legisladores del MPP, como el diputado Sebastián Sabini o la senadora Ivonne Passada. “El tema debe discutirse de cara al presupuesto”, afirmó Passada ayer entrevistada por Mariano López en El Observador TV (ver nota abajo). El sector pretende dar esa discusión cuando el Parlamento discuta desde agosto el presupuesto quinquenal. “Hay que restringir las donaciones a los liceos de gestión privada”, dijo. El diputado blanco José Carlos Cardoso dijo ayer a El Observador TV que las empresas también destinan donaciones a instituciones que, por ejemplo, atienden el cáncer de niños. Por eso, se preguntó si el MPP también apunta a ellas. l

La comparación del gasto por alumno
Por cada alumno de un liceo de los gratuitos de gestión privada (Impulso, Jubilar, Francisco o Providencia), se invierten US$ 4.300 por alumno por año, según cifras divulgadas por el exconsejero de Secundaria, Martín Pasturino, en radio El Espectador. Según el exjerarca, esa cifra es más del doble de lo que se invierte en el sistema público. Por año, en cada alumno de Secundaria se gastan US$ 1.925. En el caso de los liceos privados en general, el promedio es de US$ 3.700 por alumno por año. Pasturino también criticó la herramienta de la donación de empresarios a los liceos gratuitos de gestión privada.

“Dejémonos de hacer merengue con este tema”
El cardenal y arzobispo de Montevideo, Daniel Sturla, dijo a El Observador que los liceos Jubilar, Providencia, Impulso y Francisco (Paysandú) son “botones de muestra” de instituciones donde los chicos salen adelante y se genera un “círculo virtuoso” y una verdadera comunidad educativa. “Eso es lo que yo creo que debería fomentarse más allá de esa división que se crea cuando hablamos de enseñanza, entre lo público y lo privado, que yo creo que es anacrónica”, manifestó. “Lo que importa no es quién hace, sino cómo podemos favorecer a nuestros chicos, sobre todo a los más pobres”, agregó. Sobre la diferencia en el gasto entre lo que se invierte por alumno en un liceo público y uno público de gestión privada, expresó no estar tan seguro de que sea tanta la diferencia. Más allá de esto, subrayó que en liceos como Jubilar los alumnos empiezan antes las clases, tienen doble horario, cursos de inglés, actividades extracurriculares y además desayunan y almuerzan. Advirtió que si se dejan de lado prejuicios “se podría hacer mucho más y sería un alivio para el sistema educativo”. “Dejémonos de hacer un merengue con ese tema y defendamos la verdadera laicidad, que es la pluralidad”, advirtió.