Iglesia al día

" "María guía a los fieles a la Eucaristía" "
Peregrinación Nacional Virgen de los Treinta y Tres 2019

Noticeu Mons. Fuentes exhortó a “perderle el miedo a Dios” y favorecer una laicidad positiva

foro 2

En el marco de la reunión del Parlasur que, dedicada al diálogo interreligioso, tuvo lugar en la sede del MERCOSUR, el 9 de setiembre, el Presidente de la Comisión de Ecumenismo y Diálogo Interreligioso de la Conferencia Episcopal Uruguaya, Mons. Jaime Fuentes (Obispo de Minas), abogó porque se pierda “el miedo a Dios” y se favorezca “una laicidad positiva que no sólo tolere las religiones fuera de las aulas de nuestras escuelas, sino que le abra sus puertas, porque ha entendido la función irreemplazable de la religión para la formación de las conciencias y para su contribución a la creación de un consenso ético fundamental en la sociedad”.

La reunión contó con la presencia del Ministro de Educación y Cultura Dr. Ricardo Ehrlich, del actual presidente del Parlamento del MERCOSUR, senador Rubén Martínez Huelmo y referentes de las principales expresiones religiosas de nuestro país tales como cristianos, judíos, musulmanes, budistas, hinduístas, afroumbandistas, entre otros, que conforman el Foro Interreligioso Uruguayo.

En una breve alocución, Mons. Fuentes manifestó que “esta reunión del Parlasur, dedicada al diálogo interreligioso, tiene quizás algo de profecía: es un anuncio de algo nuevo y bueno, de algo ineludible. Me refiero a la necesidad de empezar a cultivar entre nosotros, que formamos una sociedad de hombres y mujeres libres, el mutuo y verdadero conocimiento de nuestras religiones”. “Nuestro Estado uruguayo es aconfesional y es bueno que así sea. La laicidad positiva no pretende que el Estado valore los dogmas religiosos, sino la contribución de las iglesias al bien común, es decir, los frutos sociales que se derivan de las convicciones religiosas de la ciudadanía. Para esto es necesario abrirle las puertas a Dios en nuestra educación”, subrayó el Obispo.

“Si estamos de acuerdo como sociedad en que la educación es la base de una convivencia serena, ¿cómo excluir de ella, de la educación, la esencial dimensión religiosa de la persona? Por eso, este diálogo que se inaugura hoy en el ámbito del Parlasur, es de desear que sea el arranque para tomar decisiones de importancia que influirán positivamente en nuestra convivencia social. Pienso que para eso es necesario, por decirlo de una manera expresiva, perderle el miedo a Dios y dejarlo entrar en el ámbito de nuestra educación”, puntualizó Mons. Fuentes. (Texto completo de su alocución).

El Senador Martínez Huelmo, quien tuvo a su cargo la apertura del evento, señaló que «es importante saber cómo conciben los religiosos la integración latinoamericana desde el punto de vista de la espiritualidad».

En el documento presentado a las autoridades, los integrantes del Foro Interreligioso recuerdan y reafirman los principios fundamentales de la libertad religiosa como derecho fundamental y de «ejercer dicha creencia públicamente sin ser víctima de opresión o discriminación».

Resaltan, asimismo,  que «toda reflexión religiosa tiene vocación política pues pretende cambios desde la ética espiritual para mejorar la vida de las personas individualmente y en sociedad». «Tenemos la fuerte convicción de que no hay integración latinoamericana posible si ésta no fomenta y se nutre en el intercambio social, plural y profundo, que permite el conocimiento y el respeto mutuo entre los pueblos, incluido el aspecto religioso emanado de la diversidad cultural, riqueza de nuestra región», enfatizan.