Iglesia al día

" El amor al otro por ser quien es, nos mueve a buscar lo mejor para su vida. Sólo en el cultivo de esta forma de relacionarnos haremos posibles la amistad social que no excluye a nadie y la fraternidad abierta a todos. #FratelliTutti "
@Pontifex

Noticeu La fiesta del 19 de Abril del 2010

Por Paola Ferreira, corresponsal del diario Serrano de Minas |

El templete, el vía crucis, la capilla y la casa de retiros son Santuario Nacional

Ayer miles y miles de personas peregrinaron a la Virgen del Verdún

Desafiando todos los pronósticos meteorológicos que daban alertas, y superando la lluvia con tormenta de la noche del domingo, el Cerro del Verdún amaneció ayer, en su día, envuelto en una espesa neblina que a las pocas horas desapareció para dar lugar a una jornada muy soleada y sumamente calurosa, que alegró a los miles y miles de fieles católicos que llegaron de diversas partes del país e incluso desde el exterior a rendirle tributo a la Virgen María.

AYER FUE EL PUNTO FUERTE

Aunque la fecha precisa era ayer, 19 de abril, la peregrinación comenzó a verse desde el sábado 17, evidentemente en menor cantidad. La jornada del domingo fue día importante en cuanto a concurrencia sobre todo de excursiones, en virtud que ayer lunes era feriado patrio laborable, hablándose del entorno de las 10 mil personas.

Igualmente y como era de esperarse, el lunes fue el punto fuerte, llegando desde temprano cientos y cientos de vehículos de todo tamaño, a los que se le sumó la gente que arribó en el tren y los minuanos que lo hicieron en ómnibus de línea local y caminando.

LA FE ANTE TODO

Los caminos que llevan a la cima del Cerro Verdún, como siempre se vistieron de tono multicolor con los miles de devotos que venciendo impedimentos físicos y de salud, subieron a la cumbre, para allí rezar y prender una vela en agradecimiento o pidiendo algún milagro especial a la Inmaculada Concepción.

A diferencia de otros años donde las personas realizaban el vía crucis cumpliendo promesas de formas muy particulares como por ejemplo de rodillas o vestidos con determinadas indumentarias, en esta ocasión sólo vimos unas pocas quinceañeras con sus vestidos, los clásicos ciclistas con sus bicicletas, muchos descalzos caminando sobre las rocas y otros tantos padres con sus chicos en brazos llevándolos quizás por primera vez a recibir la bendición.

DESTACADA ANIMACIÓN

Como novedad, les contamos que al menos durante todo el día lunes 19, más allá de la celebración de las misas, los sacerdotes estuvieron animando la jornada, e incluso actuaron coros de algunas instituciones del medio, y artistas y bailarines de folclore en el escenario que se instaló al costado de la capilla, dándole así un poco más de vida a la actividad para entretenimiento de los fieles que descansan en la falda del cerro.

SANTUARIO NACIONAL

También se dio a conocer un hecho de suma relevancia para la comunidad católica como fue la decisión del Episcopado de declarar el área que comprende el templete en la cima del cerro, el vía crucis, la capilla de la falda y la casa de retiros en la ciudad de Minas como “Santuario Nacional Virgen del Verdún”.

Esto se fundamentó explicando que es en virtud de los numerosos fieles de todo el país y de otros lugares que peregrinan hacia la imagen de María de forma ininterrumpida desde 1901, considerando además que desde el 1º de noviembre de 2009 ha sido declarado santuario diocesano, y frente a la necesidad de promover la devoción mariana como experiencia y como camino de fe.

PARTE DE NUESTRA IDENTIDAD

El reconocimiento se hizo a través de una placa que fue descubierta en la mañana de ayer al término de la misa principal que presidió el administrador apostólico de la Diócesis de Minas y obispo de la Diócesis de Maldonado, monseñor Rodolfo Wirz, quien hizo precisiones importantes en cuanto al funcionamiento de la Iglesia Católica.

Con la presencia de los obispos de las diócesis del Uruguay, el presbiterio de la diócesis de Minas y sacerdotes, monseñor Wirz recordó que ya hace 109 años que se realiza esta peregrinación y que dentro de unos años se van a cumplir los 250 años de la fundación de la Villa de la Inmaculada Concepción de las Minas, por lo cual entiende que el cerro y la imagen de María “es parte de nuestro patrimonio cultural, religioso, de nuestra identidad”.

CINCO AÑOS DE BENEDICTO XVI

Indicó que ese 19 de abril donde este año se declara el santuario como nacional, hace 5 años se anunciaba que Benedicto XVI era elegido como Papa y además se celebra en el país el Desembarco de los Treinta y Tres Orientales en la Playa de La Agraciada comenzando la gesta libertadora, por lo cual “hoy rezamos por la Iglesia, por la patria, y por todos aquellos que somos ciudadanos de la Tierra y el Cielo”.

Como mensaje en la oración de la Diócesis de Minas en este año jubilar, Rodolfo Wirz expresó el deseo de “estar unidos a ti Jesús; queremos escuchar tu palabra; mirar el pasado con agradecimiento, el presente con entusiasmo y el futuro con esperanza”, deteniéndose en estas tres miradas y analizándolas.

“UNA REALIDAD” QUE “NO TIENE DISCULPAS”

En ese sentido dijo referente al presente, que “cuando vamos subiendo por el vía crucis hasta la cima, tomamos conciencia del vía crucis personal, familiar o de la sociedad, llámese pasta base, víctimas en nuestro entorno de accidentes de tránsito, asesinados por la violencia, la orfandad familiar”, señalando su dolor “por lo que la misma Iglesia ha cometido: abusos contra menores”.

Reconoció monseñor Rodolfo Wirz que eso “es una realidad” y dijo que “no tiene disculpas”. “No lo podemos negar y creo que hay que reconocer con sinceridad lo que puede haber de culpa de parte de la Iglesia para que hagamos un profundo examen de conciencia y con mas fuerza nos comprometamos, sobre todo a favor de los más débiles y vulnerables”, aseveró el administrador apostólico de Minas, manifestando que el actual “es un tiempo de purificación”.

COMUNIÓN CON EL PAPA

Asimismo indicó en ese sentido que los obispos hace pocos días han expresado “nuestro sentimiento de afecto, comunión, con el papa Benedicto XVI”, porque “hay que ser justos”, al tiempo que realizó un llamado a la “mayor transparencia y purificación de toda la sociedad, no solo de la Iglesia”.

LO QUE CAMBIA TODO

Para culminar instó a continuar la peregrinación y “estar contentos de vivir en estos tiempos maravillosos donde conocer y amar a Jesucristo cambia todo”.