Iglesia al día

" Me alegra que el tema elegido por la familia ecuménica para la celebración del Tiempo de la Creación 2020 sea 'Jubileo de la Tierra', precisamente en el año en el que se cumple el cincuentenario del Día de la Tierra "
Papa Francisco

La Iglesia en los medios El Papa está preocupado por Lula, dijo el ex canciller Amorim

LA REPÚBLICA |
http://republica.com.uy/el-papa-esta-preocupado-por-lula-dijo-el-ex-canciller-amorim-id669155/

“Jorge Bergoglio escribió un mensaje espiritual para Lula, me pidió que le dijera al presidente Lula que él lo acompaña”

El papa Francisco le cree (y bendijo) a Luiz Inácio Lula da Silva. El Pontífice recibió ayer durante una hora en el Vaticano al ex canciller Celso Amorim, quien le obsequió el libro “La verdad vencerá”, una entrevista al ex presidente preso desde el 7 de abril en una celda de la Superintendencia de la Policía Federal en Curitiba.

“En este libro está mi verdad, que desafía a la de mis acusadores” en la causa Lava Jato, dijo el líder del Partido de los Trabajadores (PT) meses atrás.

“Jorge Bergoglio escribió un mensaje espiritual para Lula, me pidió que le dijera al presidente Lula que él lo acompaña (..) y que ve toda la situación con interés y preocupación”, contó Amorim en breves declaraciones bajo un sol romano que no le impedía disimular su satisfacción.

“Fue un día histórico para mí por haber sido recibido por Francisco, acompañado por dos personas importantes (..) uno argentino y otro chileno. El Papa nos recibió durante una hora más o menos, y el asunto principal de la conversación fue el presidente Lula”, agregó Amorím, quien adelantó que mañana Bergoglio recibirá a otros compatriotas brasileños.

Luego de desempeñarse como canciller de Lula entre 2003 y 2010, Amorim es ahora una suerte de diplomático sin cartera que este año viajó por lo menos tres veces a Europa para explicar los atropellos cometidos en el marco de la causa del Lava Jato por el mediático juez Sergio Moro. Además, el ex canciller denuncia de manera permanente la condición de “preso político” de quien encabeza todas las encuestas de cara a los comicios presidenciales del 7 de octubre.

Uno de los últimos sondeos, de la consultora Vox Populi, contratada por la Central Única de los Trabajadores, indica que el ex presidente cuenta con el 41 por ciento de intención de voto, contra el 12 del militar retirado Jair Bolsonaro, quien el lunes pasado volvió a reivindicar a la dictadura y propuso que las Fuerzas Armadas ametrallen las favelas desde helicópteros.

“Es muy importante para nosotros, los brasileños, que una persona como el Papa, con el liderazgo espiritual que él representa, acompañe la situación en Brasil, en América del Sur, en América latina en general”, destacó Amorim, quien además es uno de los nombres en danza para completar la fórmula encabezada por Lula, que probablemente será presentada este fin de semana.

No menos diplomático que Amorim, Francisco ha sido insistente en sus gestos hacia el líder arrestado en Curitiba: hace dos meses le envió a la cárcel, a través de Juan Grabois, de la Confederación de Trabajadores de la Economía Popular, un rosario bendecido .

En 2016, inclusive, el jefe del Estado Vaticano le escribió una carta de solidaridad a Dilma Rousseff en pleno impeachment, y meses más tarde, luego del golpe que derrocó a la presidenta electa, canceló su visita a Brasil.

Alertan que Corte Suprema se apresura para cerrar cerco contra Lula

El Supremo Tribunal Federal (STF) podría juzgar el 9 de agosto el pedido de libertad y la inelegibilidad del ex presidente Lula, para impedir así el registro de su candidatura, alertó el diario digital Brasil 247.

La intención clara del núcleo judicial del golpe es vaciar el acto del 15 de agosto, cuando se prevé que millares de brasileños acompañen el registro de Luiz Inácio Lula da Silva como candidato presidencial por el Partido de los Trabajadores (PT) ante el Tribunal Superior Electoral (TSE), señaló la publicación.

Esta vez, el juego de cartas marcadas del STF ni fue disfrazado, agregó antes de señalar que la titular de la Corte Suprema, Cármen Lúcia, irá a pautar el juzgamiento inmediatamente. De ahí que ya ordenaran reforzar la seguridad del área externa del tribunal, cerrando el acceso por la entrada principal.

En declaraciones difundidas la víspera, el ministro y relator de la cuestionada operación anticorrupción Lava Jato en el STF, Edson Fachin, se pronunció porque la máxima instancia judicial de Brasil juzgara ‘con celeridad’ la situación electoral de Lula, preso político hace 118 días y líder en todas las encuestas de intención de voto.

El propio Fachin fue protagonista a fines de junio pasado de una maniobra más contra el fundador del PT, al impedir que la segunda sala del STF juzgara un recurso de la defensa del ex mandatario para suspender la ejecución de su condena y enviar el asunto al pleno de la corte, por temor a que ese colegiado ordenara la liberación de Lula.

Según denunció entonces el abogado Marco Aurelio de Carvalho, integrante de la Asociación Brasileña de Juristas por la Democracia (ABJD), la decisión de llevar la votación al pleno fue política.

Afirmó de forma categórica que existe un activismo judicial indiscutible, una manipulación orquestada por el Poder Judicial, sostuvo el letrado y recordó que en la segunda sala del STF Fachin tiene minoría.

Por eso, con el objetivo de alcanzar el resultado que quería: sacar a Lula del proceso electoral y mantenerlo preso, mandó la materia al pleno, una acción cuestionable, atípica, y, en mi evaluación, absolutamente personal, insistió.

De Carvalho criticó también el hecho que Fachin añadiera en el análisis del recurso de Lula una evaluación sobre la aplicación del artículo 26-C de la Ley Complementaria 64/90, que se refiere a la Ley de Inelegibilidad, argumentando que cabe al colegiado analizar ese tipo de medida cautelar.

Fachin -dijo- colocó un accesorio que no tenía nada que ver con el recurso de Lula, lo que llamamos extra pedido, porque la defensa del ex presidente no pidió ese asunto. ‘Ahora, sin que corresponda, serán analizadas la cuestión penal y la cuestión electoral en el mismo juzgamiento’, remarcó.

Condenado sin pruebas a 12 años y un mes de cárcel, Lula fue recientemente víctima de otro atropello judicial, cuando el pasado 8 de julio una orden para su inmediata liberación, extendida por el juez Rogerio Favreto, del tribunal de apelaciones de Porto Alegre, fue desacatada por la Policía Federal.