Iglesia al día

" El amor al otro por ser quien es, nos mueve a buscar lo mejor para su vida. Sólo en el cultivo de esta forma de relacionarnos haremos posibles la amistad social que no excluye a nadie y la fraternidad abierta a todos. #FratelliTutti "
@Pontifex

La Iglesia en los medios “Don Bosco hoy aquí estaría feliz”

LA REPÚBLICA |
http://republica.com.uy/don-bosco-hoy-aqui-estaria-feliz/

El rector mayor salesiano, el X sucesor de Don Bosco, estuvo 6 días en Uruguay y tuvo una intensa agenda.

El Rector Mayor Salesiano, Fr. Ángel Fernández Artime sdb, quien visitó nuestro país por primera vez desde que asumiera en el 2014, cumplió una intensa agenda durante los seis días que estuvo en Uruguay, que comenzó este miércoles 9 de mayo con un encuentro con el Presidente de la República.

En la ocasión, instancia que se desarrollo en la Residencia Presidencial de Suárez y Reyes, el décimo Sucesor de Don Bosco estuvo acompañado por el Padre Inspector, P. Alfonso Bauer sdb, y el P. Marcelo Fontona sdb.

Vázquez y Fernández compartieron sus miradas sobre temas de coyuntura mundial destacando la incidencia de algunas personalidades, entre ellas el Papa Francisco.

El Presidente y el religioso conversaron, además, sobre la colaboración y el aporte de los Salesianos en el proceso de la educación de los jóvenes uruguayos, aspecto que destacó especialmente Vázquez, y sobre los primeros convenios educativo laborales con el Movimiento “Tacurú” siendo él intendente de Montevideo.

El primer mandatario se manifestó heredero de los valores del oratorio salesiano. Resaltando su condición de socialista destacó el desafío en el ejercicio de gobierno de articular la igualdad y la libertad.

Vázquez compartió con Fernández algunas anécdotas relativas a su experiencia participando como joven en el Oratorio de los Salesianos en La Teja.

El padre Ángel le agradeció al Presidente la cordialidad del encuentro y el rico intercambio.

Otras actividades

Fernández compartió un almuerzo con los obispos uruguayos, visitó la casa de salud “Madre Promis” de las Hijas de María Auxiliadora en Las Piedras (Canelones) y se emocionó al ver el trabajo salesiano con los jóvenes y de los jóvenes en el Proyecto Minga, una propuesta socio educativa integral de atención a adolescentes y jóvenes de 14 a 18 años de edad, en situación de falta de oportunidades para su inclusión social y cultural.

Además participó en el acto por los 125 años de Talleres Don Bosco y los 50 años del Instituto Paiva.

Compartió con los comunicadores de los proyectos de la Inspectoría, como ser el Boletín Salesiano y fue entrevistado en el programa “Vale la Pena”, que se emite de 9 a 10.30 horas, todos los sábado, por radio Oriental. Allí, entre varios conceptos, dijo que “hay que ver de dónde provienen los gritos de los jóvenes para saber qué hacer”.

Más de 2500 por María

Debido a la visita del Rector Mayor a Uruguay, se decidió adelantar la celebración de la Fiesta de María Auxiliadora en la que participaron unas 2500 personas.

Estas se concentraron frente a la Casa Inspectorial de las Hijas de María Auxiliadora (Lezica y Niña), y allí el arzobispo de Montevideo, cardenal Daniel Sturla recordó que Don Bosco y Uruguay se entendieron desde el principio, que “Don Bosco fue generosos con el Uruguay y Uruguay fue generoso con Don Bosco”.

Luego encomendó a la Virgen a todas las mamás y al Sucesor de Don Bosco para que “el espíritu del Señor lo ilumine”. El Rector Mayor, por su parte, le agradeció al cardenal Sturla la bienvenida a su Arquidiócesis.

La procesión con la imagen de María Auxiliadora fue hasta el Santuario Nacional de María Auxiliadora ubicado en el predio del Colegio Pío. Allí la Misa fue presidida por el Rector Mayor. En su homilía invitó a asumir el estilo de vida de Jesús y a recordar que siempre está presente la Madre.

Más tarde el Rector Mayor participó de la fiesta juvenil organizada por el Movimiento Juvenil Salesiana. Cantó, bailó y jugó con los jóvenes. Al dar las Buenas Noches invitó a los jóvenes a perseguir sus sueños.

Este domingo 13, en horas del mediodía, partió rumbo a Roma, Italia, donde es la sede central de los Salesianos.