Iglesia al día

" Me alegra que el tema elegido por la familia ecuménica para la celebración del Tiempo de la Creación 2020 sea 'Jubileo de la Tierra', precisamente en el año en el que se cumple el cincuentenario del Día de la Tierra "
Papa Francisco

La Iglesia en los medios Cotugno: se puede caer en una “dictadura de la democracia”

LA REPÚBLICA |

El arzobispo de Montevideo, monseñor Nicolás Cotugno, en la pasada jornada, y al hacer público su mensaje para las fiestas tradicionales, cuestionó la implementación de la ley de aborto y la aprobación de la norma de matrimonio igualitario.

En la tarde de ayer, en el Arzobispado de Montevideo y con motivo de la próxima celebración de la Navidad, el arzobispo de Montevideo, monseñor Nicolás Cotugno dio a conocer su mensaje para estas fiestas.

Este fue positivo y de mucha paz, destacándose fundamentalmente los valores de la familia.

El referente de la Iglesia Católica uruguaya dijo que si no se acepta la objeción de conciencia institucional ante la ley que legaliza la práctica de abortos, se corre el riesgo de caer en “una dictadura de la democracia” y saludó a la decena de ginecólogos que han planteado su objeción a la práctica de abortos.

“Hay médicos ginecólogos que no tienen relación con la fe, y están en contra del aborto desde el punto de vista de la competencia profesional. Ellos dicen ‘yo soy medico, soy promotor de la vida, me he formado y la defiendo’”, agregando Cotugno que “eso no es un acto médico, porque para hacer un aborto hay que matar a una criatura”.

El monseñor sostuvo que “ojalá se aceptara individualmente a cada una de las objeciones de conciencia, que sea de acuerdo al propio ideario, si no caemos en una situación social donde a través de las mayorías se puede caer en ‘dictadura de la democracia’ que te puede imponer cosas que están diametralmente opuestas a la propia libertad”.

Erosiona la familia

Con relación a otro de los temas en que Iglesia Católica no coincide con la decisión del Poder Legislativo, como lo es la ley de matrimonio igualitario, Cotugno manifestó que la Iglesia “respeta las nuevas realidades” pero señaló que este “es un elemento que erosiona la figura de la familia”.

“Seguiremos proclamando esa maravillosa visión del ser humano que ha sido creado por Dios; hombre-mujer, macho-hembra, y esta es la naturaleza misma de ser humano. Uno lo siente en el corazón y en su propia sensibilidad humana que esto no corresponde a la realidad más profunda del ser humano aunque el ser humano también es capaz de equivocarse”, sentenció.