Iglesia al día

" El amor al otro por ser quien es, nos mueve a buscar lo mejor para su vida. Sólo en el cultivo de esta forma de relacionarnos haremos posibles la amistad social que no excluye a nadie y la fraternidad abierta a todos. #FratelliTutti "
@Pontifex

La Iglesia en los medios Comunidad judía reconoce a Cardenal Sturla por su trabajo en derechos humanos y la paz

ACI PRENSA |
https://www.aciprensa.com/noticias/comunidad-judia-reconoce-a-cardenal-sturla-por-su-trabajo-en-derechos-humanos-y-la-paz-38224

El Arzobispo de Montevideo (Uruguay), Cardenal Daniel Sturla, fue reconocido con el Premio Jerusalem, otorgado por la comunidad judía a aquellas personas que trabajan por la defensa de los derechos humanos y por la convivencia pacífica entre los pueblos.

“Por su colaboración y trabajo en la unión de nuestra comunidad y la suya. Estamos orgullosos de dedicar este importante aniversario de 30 años a dar un mensaje de coexistencia y fraternidad, convencidos de que juntos es la mejor forma de construir”, expresaron los organizadores.

La presidenta de la Organización Sionista del Uruguay, Karina Sapolinsky, habló de la “constante amistad y respaldo” del Arzobispo de Montevideo, así como del diálogo entre católicos y judíos.

En ese sentido, manifestó que “no solo hay que valorar las amistades, sino que hay que reconocerlas y agradecerlas”.

Luego de recibir un diploma, un retrato suyo hecho a carbonilla y una representación del shofar (instrumento musical hecho del cuerno de un animal), el Cardenal Sturla destacó el carácter histórico de la Confraternidad Judeocristiana del Uruguay anterior al Concilio Vaticano II.

“Me llena de sano orgullo saber que Uruguay fue pionero en el diálogo entre judíos y cristianos. Esto es también un testimonio para la sociedad de hoy”, manifestó el Cardenal Sturla.

Por su parte, el rabino de la Nueva Congregación Israelita, Daniel Dolinsky, dijo a ICMtv que “para todos los uruguayos es un honor tener un cardenal con la calidez y calidad personal de Monseñor Sturla”.

“Alguien que siempre cree en las causas de lo humano tendiendo el diálogo, tendiendo puentes, comprendiendo que derechos humanos no es algo que se declama con la boca sino que ejecuta con el cuerpo y la pasión de la vida”, destacó Dolinsky.