Iglesia al día

" El amor al otro por ser quien es, nos mueve a buscar lo mejor para su vida. Sólo en el cultivo de esta forma de relacionarnos haremos posibles la amistad social que no excluye a nadie y la fraternidad abierta a todos. #FratelliTutti "
@Pontifex

La Iglesia en los medios Benedicto XVI: “Defendamos el derecho a la objeción de conciencia”

EL OBSERVADOR |

El papa realizó el llamado desde su cuenta de Twitter, en momentos en que en Uruguay se discute el alcance de la objeción de conciencia de los médicos a la hora de realizar abortos.

En momentos en que en Uruguay se debate el alcance de la objeción de conciencia a la que pueden atenerse los ginecólogos para no realizar abortos, papa Benedicto XVI llamó este lunes a través de su cuenta de Twitter a respetar el derecho a la objeción de conciencia.

“Defendamos el derecho a la objeción de conciencia de los individuos y las instituciones, promoviendo la libertad y el respeto de todos”, publicó.

La objeción de conciencia es un recurso amparado por la recientemente aprobada ley del aborto, mediante el cual aquellos profesionales que por convicción o motivos personales no quieran participar de la realización de un aborto pueden abstenerse, previa comunicación a las autoridades del centro de salud donde trabajan.

La ley también contempla la objeción de ideario para aquellas instituciones que tampoco quieran practicarlo por sus principios fundacionales. Las únicas dos mutualistas que apelaron a este recurso fueron el Círculo Católico y el Hospital Evangélico.

En tanto, el número de ginecólogos que apeló a la objeción de conciencia llamó la atención de las autoridades del Ministerio de Salud Pública (MSP). En cuatro departamentos (Salto, Paysandú, Colonia y Tacuarembó) no hay ginecólogos para practicar abortos, ya que todos los residentes han recurrido a este recurso.

Ante esta situación, el MSP busca la manera de exigir a los ginecólogos que den una “justificación real” para no practicar abortos. Como el procedimiento no está previsto en la ley, las autoridades trabajan en hallar una forma que lo permita.

La iniciativa ya causó alarma entre los profesionales. Justo Alonso, catedrático de Ginecología en el Pereira Rossell, dijo días atrás a El Observador que nadie tiene “por qué explicar ningún ministerio”. “No hay que justificar el motivo por el cual uno objeta (…) en ningún lugar del mundo (se) necesita justificación”.

Por su parte, el Arzobispado de Montevideo presentó un recurso contra el decreto de reglamentación de la ley del aborto, informó El País días atrás. Y los obispos han instado a respetar objeción de conciencia de los médicos y de ideario de las instituciones.